Los mejores abuelos del cine

Películas sobre abuelos

Películas sobre abuelos

Los abuelos son consentidores, como dicen los papás, sólo echan a perder a los hijos; ése es el maravilloso papel de un abuelo. Hacerte de comer lo que quieras, jugar contigo, comprarte todos los dulces y chocolates que tu mamá te prohíbe entre semana, escuchar las quejas que tienes porque tu papá no te compró el juguete que querías, darte un consejo sobre cómo era el ligue en sus tiempos, y más.  Quizá de las mejores etapas de la vida porque ya no tienes que educar hijos sino deseducarlos. 

 
Para recordarlos hice una lista con los mejores abuelos del cine:
 
1. Pequeña Miss Sunshine
 
Es ese tipo de abuelo que te enseña a bailar, a ser quien eres sin importar lo que digan los demás. Definitivamente alguien controversial que no le da pena aceptar que fumó (o aún fuma) mariguana y que le gusta el porno. 
 
 
2. Beginners: Así es el amor 
 
En la película no es un abuelo como tal, pero  tiene la edad de uno, así que lo vamos a considerar como tal. ¿Imaginas que tu abuelo a sus 75 años salga del clóset? La verdad sería un shock pero tú lo pondrías en onda, le enseñarías a vestirse moderno, le prestarías tu ipod para que sepa qué música se escucha ahora; podría ser divertido. Un abuelo con mente open mind no se ve en cualquier lado. 
 
 
3. El padre de la novia 2
 
Ser abuelo y padre al mismo tiempo no debe ser nada fácil, pero en pleno siglo XXI puede suceder cualquier cosa con la “funcionalidad” de nuestras familias. La verdad no me gusta nada la idea de compartir a mi abuelo con mi tío o tía, suena raro, y nada funcional. No serás siempre el consentido porque hay otro pequeño en casa, ahora que lo pienso bien, debe ser algo molesto
 
 
4. El exótico Hotel Marigol
 
Piensa un poco en esta idea: Tienes entre 64 y 85 años, sabes que el tiempo no está a tu favor y  probablemente ya eres un estorbo para tus hijos, así que no estaría nada mal compartir tus últimos días, ligues, o lo que sea con personas de tu edad en un exótico hotel de la India. La verdad suena bastante tentador y por ahí dicen que nunca es tarde para comenzar de nuevo. 
 
 
 
5. Mis tardes con Margueritte
 
A veces no tenemos la fortuna de tener un abuelo y nos encontramos con uno adoptivo, que nos motiva en un momento triste de nuestras vidas y nos ayuda a darle otra perspectiva a la forma en la que vemos las cosas; ese tipo de abuelas es Margueritte.
 
 
 

¡El mejor entretenimiento para la calle y el sillón en tu correo electrónico!

Ya soy parte de Garuyo

Al continuar, declaras que aceptas nuestros Términos y condiciones de uso y nuestro Aviso de privacidad.

Y quedarás suscrito al boletín de Garuyo.com y servicios, en caso de que no desees recibirlo podrás cancelarlo en cualquier momento en la sección de Configuración dentro del menú Mi Perfil.

Si te gustó, comparte
¿Qué piensas ?, Comparte tu opinión