0
La obsesión por el sexo puede ser señal de un problema
La obsesión por el sexo puede ser señal de un problema Por: salud180.com
La obsesión por el sexo puede ser señal de un problema

La obsesión sexual origina en el hombre una fantasía sexual compulsiva, masturbación crónica, aun cuando él pueda vivir con una pareja, la represión lo conduce a la cólera, la violencia, al síntoma universal de perderse así mismo.

Lo que nos indica que es un problema más grave es cuando se sufre. No es lo mismo una persona que aprovecha el momento -lo que llamaríamos un vividor- que disfruta con el sexo, al que se masturba sin conseguir placer en ello, explica Pilar Cristóbal, sexóloga y psicóloga española.

Dentro de la obsesión sexual encontramos dos perfiles. Por una parte, el obsesivo, que es aquel que ve sexo en todas partes (lo primero que detecta en un texto escrito son las “x”). Por la otra el compulsivo, que es el que se masturba durante horas sin encontrar satisfacción o puede llegar a tener relaciones con 20 o 30 personas en una noche sin saciarse .

Los hombres suelen responder a un patrón más compulsivo mientras que las mujeres, por la represión sexual a las que se les ha sometido históricamente, suelen ajustarse más al patrón obsesivo; sin embargo, conforme la sociedad avanza y la mujer se libera, la mujer compulsiva es algo más común.

Una obsesión no es una esquizofrenia o una paranoia, enfermedades realmente graves, pero sí es dolorosa. En las dos primeras el enfermo no es consciente de su problema, de ahí que no exista ese sufrimiento mental.

En cambio, un obseso sexual sabe que tiene un problema, que lo que le sucede no es normal y lo pasa muy mal al ver que no le deja vivir, comenta la especialista.

Esta obsesión puede manifestarse fuertemente sólo durante ciertos períodos, que pueden estar asociados al estrés. En otros casos, es constante aunque quizás menos intensa. También existen casos que presentan una especie de anorexia sexual, por causa de su afán por mantener un estricto control sobre su obsesión.

Actualmente Internet ofrece muchísimas facilidades para generar un interés desmedido por actividades relacionadas con el sexo: chateo, cibersexo, páginas con contenido sexual, etc.

La inmediatez de la aparente satisfacción es el refuerzo que hace que la persona se enganche fácilmente. Lo que en un principio empezó como una afición se convierte en una obsesión, que puede ocasionar muchos problemas. A partir de lo cual, si le es posible diferencia entre su afición u obsesión sexual, debe acudir con un especialista para recibir atención y tratamiento.

Para más información visita: salud180.com

  • 0
¿Qué piensas ?, Comparte tu opinión
TE SUGERIMOS LEER
  • “Desviste tu mente” es así como se invita a ver The institute of sexology  ,exposición que busca  explorar públicamente un acto que se considera totalmente privado: el sexo. A través... Leer más
    FAVORITOS
  • Todo es risas y diversión en la vida, hasta que te das cuenta de que esas caricaturas que veías en tu infancia, tal vez no son tan inocentes como siempre creíste y al contrario, descubres que son bastante kinky.... Leer más
    FAVORITOS
  • Para que los actores logren hacernos creer en su papel, tiene que hacerlo bien, así que estos actores junto con los directores decidieron que la única manera de hacer que el sexo se viera real en el cine, es que fuera sexo real.... Leer más
    FAVORITOS
  • Ninguna sesión “sabanosa” está completa sin un buen soundtrack. Como dicen por ahí, el orgasmo es de quien lo trabaja y para lograrlo hay que procurarse el buen mood. Por eso, preparamos un playlist con... Leer más
    FAVORITOS